Registrarse

Translate / Tradúce a:

lunes, 6 de enero de 2014

Recuerdos de un Interconductista parte IV

En primer lugar, prometo que estos sean los “últimos recuerdos de un interconductista”  que escriba. Así que, es una forma de despedir, no sólo a los que han seguido a este literato muy aficionado, sino de despedir mi estancia en mi alma Mater querida, puesto que de ella se paren estas historias tristes pero también alegres.

Como dije en mi anterior escrito, mi quinto año fue funesto, ser consejero me frustró de varios proyectos que tenía, sin embargo, me generó otros que, como siempre, quise y abracé apasionadamente el realizarlos. Creí que ya se habían agotado mis últimas incidencias académicas en mi querida facultad, ya me había despedido. Es más, me iba con un sabor amargo a inconformidad, a impotencia y frustración, a tristeza….

¿La causa? Posiblemente, la situación en que devino el nivel académico de mi facultad luego de la muerte y debilitamiento de los círculos de estudio, creo además, de la falta de proselitismo académico por parte de los científicos de la conducta, y por último,  por que mis esperanzas de continuidad científica yacían por los suelos de una biblioteca en la cual se lee para aprobar y se realizan trabajos de manualidades, y por los suelos de lo salones en los cuales se entra sólo para aprobar y también, para realizar trabajos de manualidades… lo mismo que nada.

Hace poco he leído todos “Mis recuerdos de un interconductista” y para todo lo que pueda decir y expresar sobre lo que siento, sólo dos cosas puedo opinar: la primera es que he confiado en personas y he fallado (no es que aquellos me hayan fallado); y la segunda, es que en la mayoría de veces que he confiado, se ha cumplido tal como creí que iría a suceder. Esto es, definitivamente, me he rodeado generalmente en estos largos seis años…
DE GENTE EXCEPCIONAL.


Volviendo al tema, ese sinsabor con el que me iba, generó en mí la disposición de tomar alguna medida, sea cual sea, para poder seguir en el afianzamiento de una psicología científica y en el “descubrimiento” de estudiantes talentosos para tal caso. Con sinceridad, jamás creí que el proyecto de realizar tertulias (en todo el año 2013) libres iba a acabar de esta forma.

Pero volvamos a los inicios estratégicos, el fin de crear un “foro académico” fue por motivo de trasladar la experiencia del fenecido Laboratorio Skinner (un gran espacio de debate que duró 2 años aprox.) a mi facultad, cosa impensable, sin embargo, tengo la filosofía de “si no lo intentaste, no asegures”. Entonces desde el 29 de Abril a casi la 1 de la tarde, creé susodicho foro. Inicialmente colgué algunas cosas relevantes académicamente, quise avivar debates, sin embargo, la profecía negativa se cumplió… nada de debates, nada de polémicas, nada de comentarios, nada de eventos académicos, etc.

Entonces, en esos contextos de frustración, mi olfato científico no me engañaba de que existían estudiantes con las actitudes y aptitudes idóneas para el proyecto de la Psicología seria y científica. Siempre lo he presentido, con ver un comentario, con ver algunas actitudes o acciones concretas, con ver el muro, con escuchar la forma de hablar, etc…. Concluí que, “hay pasta para la Ciencia”. Entonces, un foro que sólo era una recopilación de videos y noticias sobre Psicología, qué mejor que aprovecharlo para “sensibilizar en primer lugar, y convocar después”. Y pues, eso hizo, y así sucedió.

Se realizó, entonces, la primera tertulia, un 27 de Agosto del 2013, y en las siguientes, conocí a las dos ÚLTIMAS GENERACIONES DE CIENTÍFICOS DE LA CONDUCTA QUE CONOCERÉ. Obviamente, tengo demasiada suerte puesto que se pudo coincidir con todos o la mayoría de ellos para su asistencia, además, que realmente se constituían personas excepcionales, como mi olfato me había dicho tal cual. Me dije, “el último esfuerzo, aunque sea el último”…

Antes de pasar a hablar al respecto, quisiera hacer un paréntesis numérico. Y es que, para la Ciencia de la conducta, el número cuatro es místico y cabalístico. Sólo vean (lean) ustedes…

  1. Darwin, Jimmy, Diego y Bryan-Byron (6to año)
  2. Irving, Luis, Ángel, y Katherine (5to año)
  3. Nicanor, Jesús, Jorge y Óscar (4to año)
  4. Carlos, Jonathan, César y Benjamín (3er año)
  5. Flavio, Ruth, Maya y Cata (2do año)

4” ESTUDIANTES EN CADA AÑO”: mucha coincidencia y demasiado bueno para ser cierto, pero es REAL. Claro está, posiblemente existan otros estudiantes que sí sean competentes y eso, pero aquellos que asistieron a las tertulias, o por lo menos a la mayoría de ellas, en realidad ya son OTROS ESTUDIANTES, pues se han empapado de casi veinte (20) reuniones de discusión y alumbramiento de ideas nuevas y profundas…. Y como siempre, soy sincero, puesto que me puedo equivocar –de nuevo-con algunos nombres puestos, sin embargo, el mérito es su interés, asistencia y perseverancia.

Por lo tanto, este último año mío, recién pude hacer lo que en un inicio he debido de hacer, y es, paradójicamente, NO FORMAR CONDUCTISTAS. Y es que años anteriores teníamos tertulias pero ligados al marco teórico interconductual, sin embargo, el seguir la coherencia fue suficiente para realizar tertulias DE EPISTEMOLOGÍA GENERAL Y EPISTEMOLOGÍA DE LA PSICOLOGÍA, claro está, si bien se habló de algunas “teorías” en Psicología(s), aquellas fueron sólo  como “ejemplificaciones”; “propuestas”, etc., a las ideas de Epistemología que se tocaban por cada tertulia. Realmente fue un silabus muy estrecho, corto y limitante. Y es que no sólo no estaba formando conductistas para formar científicos de la conducta como teóricos con principios, sino también estábamos comenzando “desde el comienzo” que es la Filosofía de la CIENCIA, sus bases, sus JUSTIFICACIONES.

Como siempre es necesario, se creó un grupo para fines de organización. Esta es la imagen del grupo en Facebook:



Así que, ya culminado este gran proyecto, puedo dedicarles algunas palabras a todos aquellos que, por lo menos, merecen de mi aprecio y admiración intelectual…

Irving, tú que dices que ya es demasiado tarde para ti, puesto que tu año y los que se vienen de prácticas y pragmatismo absorbente, crees tú, que aplacará tus intenciones y convicciones… pues no lo creo y estoy seguro de eso. Tan seguro estoy, como tus incesantes ganas de revalorizar y desarrollar investigación científica propiamente, tan seguro como tus grandes motivaciones y justificaciones con respecto a la ciencia de la conducta, tan seguro como la humildad y sencillez que cargas pero cubres con el velo de tu personalidad jovial y sarcástica, tan seguro como tu capacidad y destreza que has demostrado hasta ahora, y en poco tiempo. No sé pues, si estás en transición paradigmática o no, pero amigo, si es que Kantor ya te “haya convencido”, pues acá tienes a otro kantoriano para limpiar el camino de gigantes que parecen molinos de viento.

Ángel Toledo, tu altura amigo, es menor que tu gran humildad y sencillez. Pocos tenemos como lo tienes en abundancia, esa humildad intelectual de escuchar cuando las ideas revolucionan, y también gritar cuando la revolución social es necesaria.

Carlos, mi estimado Carlos, posiblemente, seas el más combatiente de todos, por ello, el más incomprendido. Tan combatiente para una sociedad equitativa, como combatiente para una Psicología científica, realmente eres el paradigma de todo activista científico: valeroso de los críticos, airoso de las críticas, favorito de los criticones. Pero ya sabes amigo, sabes cómo lidiar, y la mejor forma es decir, como siempre lo expresas: “déjame leerlo más”.

César, de quien más me extraño su interés reciente en la Ciencia psicológica. Y es que antes ya hubieses podido acercarte al grupo, sin embargo, que lo hagas recién o mañana realmente no importa. Sinceramente, esperaba que así pasara, pues habías demostrado una envidiable capacidad de análisis-síntesis por ahí. De nuevo, el olfato no falla. Creo que si sigues en el camino, vas a llegar muy lejos, aún más lejos de lo que te puedes imaginar…
 Y qué mejor, que al lado de la dama que te acompaña, tan aguerrida, crítica y capaz como tú: Lixet…. Quien creo que puede ser una de las 5 referentes femeninas del la Ciencia psicológica en el país: con Ruth, Cata, Liz y Kathy).

Benjamín, “científico de nacimiento”, tu convicción es comparable con la de otro amigo que desde antes de entrar a las aulas, sabía que su meta era la ciencia psicológica. Y es que sólo basto charlar largamente por Lima para poder confirmar que serás un gran científico de la Psicología. Personas como tú, Jonathan, Carlos y César, me hacen temblar, lo digo en serio, literal y metafóricamente, puesto que son como pilares que sobre sus hombros llevan un gran coloso: LA CIENCIA DE LA CONDUCTA. Amigo, sinceramente, que bueno que las contingencias te cruzaron en este camino que comparto, pues siento una gran tranquilidad al respecto. Al lado de Jonathan Tirado y los demás, alumbran académicamente a nuestra facultad casi muerta.

Liz, seré directo y sin rodeos como te caracteriza: quizás seas el mayor REFERENTE femenino de la Psicología científica en la facultad (por ahora claro está, pues muchas pelean aguerridamente ese estandarte).  Vaya suerte que tiene nuestro amigo Óscar, tan capaz  y científico como tú. Y es que, lamentablemente, no hay damas que se adentren en este largo y amplio camino de la ciencia y la escolástica. Es admirable esa motivación que le has puesto últimamente, más que muchos de nosotros, más que todos… si por ti fuera, se harían tertulias  a pesar de la inasistencia total de los demás. Como a nadie, has logrado exigir  y obtener conocimiento, romper con el tradicionalismo, convertirte en pionera. Queda decirte que sigues así, pues será suficiente para lograr el pico más alto.

Flavio, valeroso, apasionado, en realidad, en ti me veo reflejado como un compañero más de lucha social. Posiblemente, hubieses dado más en el grupo si no es que hayas ingresado a la política, sin embargo, TE ENTIENDO PERFECTAMENTE (pues estás haciendo exactamente lo mismo que hice)… “Analiza las contingencias”, organízate, planifica, todo ello para seguir en el lado de la fuerza y peleando contra la oscuridad académica. Sé que puedes dar muchísimo de ti, así que siempre te espero y esperamos para revolucionar cada vez que se pueda, este mundo, esta Psicología.

Ruth con Cata -y si anima con Maya- pueden ser el grupo de mujeres organizadas y unidas para la lucha académica que es feroz, pues se da contra sí mismo, contra nuestra mediocridad eterna. No asistieron a todas las tertulias, pero sé de su lamento y su interés por la ciencia de la conducta, en los libros, en los debates, en la defensa de la objetividad en la Psicología dentro de sus aulas.

No sólo estoy orgulloso de mi facultad por haber hallado entre tanta mediocridad de docentes, algunos MAESTROS, no sólo por que muchos de mis compañeros que bajo condiciones sociales negativas, son tan y mejores que otros de otras casas académicas bajo condiciones muy favorables, no sólo por eso, sino, que me siento más orgulloso por haberlos conocidos a todos ustedes.

No es FÁCIL LA CIENCIA PSICOLÓGICA, por ello, lo repito, ustedes son EXCEPCIONALES…. Por ahora, claro está, en el inicio.

Sin olvidarme, MUCHAS GRACIAS, por haberme ayudado en  desarrollar el I Coloquio de Filosofía Analítica y Psicología en el auditorio de la facultad, ustedes, sin pedir nada a ambio, se ofrecieron voluntariamente además de hacer un buen trabajo en equipo: Cesar Salazar, Benjamín, Flavio Guerrero Rodríguez, Jhonatan Tirado, Ruth Ortega, Irving A. Pérez Méndez, Lixet Rodríguez, Ángel Toledo… no tengo palabras para agradecerles toda su ayuda, y toda su compañía.

Iniciando entonces, la segunda parte de estos RECUERDOS (qué los escribo para “recordármelos” toda mi vida :D ). Comento como que esto se inició finalizando el Coloquio de filosofía analítica que se gestionó. Reuní a varios pro ciencia psicológica “y otros”, y ese día, MIÉRCOLES 18 DE DICIEMBRE… LA AVENTURÁ, un  segundo proyecto comenzaría luego que se instruyó colectivamente en la ciencia de la conducta desde las tertulias. Sólo puedo decir, que la investigación: “Efectos de un programa de Epistemología de la Ciencia Psicológica en la toma de decisiones en pro de asumir un compromiso con una teoría psicológica científica en estudiantes de una universidad del Perú”, ES UNA REALIDAD CON RESULTADOS POSITIVOS: muchos fueron los interesados para el nuevo proyecto.

Y claro, esto trasciende más allá que los fines puramente racionales y académicos, ya somos un grupo muy cohesionado, muy competente como los anteriores, y de grandes amigos para toda la vida. Paradójicamente como dirían muchos por ahí, somos conductistas con un gran corazón de dar y compartir entre todos nuestras inmensa nobleza.

A grandes rasgos este proyecto consiste, como su nombre de grupo en Facebook lo dice: “Seminario de Psicología Experimental”, el cual tendrá dos grandes partes: la primera una preparación veloz de Teoría de la Conducta, diseño experimental de Igualación a la muestra y experimentación básica; y en segundo lugar, de Estadística en Psicología científica (psicometría “conductual”). El proyecto lo inicié de hace un año, la primera parte ya está para desarrollarla, y la segunda parte ya tengo las bibliografía pertinente.

¿Qué más pedir a la vida? Con este grupo, este proyecto… ¿qué más?

Siguiendo, déjenme comentarles como fue la convocatoria, consistió en preguntarles lo siguiente a CADA UNO EN GRUPO (virtual, por chat, todos o la mayoría conectados preferentemente). Una vez preguntado, cada uno iría a DETALLAR en extenso cada punto, luego de eso el grupo lo discutiría si se está seleccionado o si no. Tales puntos y preguntas fueron:
  1. COMPROMISO CON LA CIENCIA DE LA CONDUCTA.
  2. TENER TIEMPO: TODO EL DÍA SÁBADO LIBRE (8am a 3pm) EN TODO EL VERANO.
  3. TENER GARANTÍAS DE ESTUDIO (casa, hogar, bulla, escritorio, etc.).
  4. TENER GARANTÍAS DE ADQUISICIÓN BIBLIOGRÁFICA (libros, separatas y/o  PC).
  5. PERSEVERANCIA Y TENACIDAD POR LO INTENSIVO DEL SEMINARIO.
  6. ¿POR QUÉ LA PSICOLOGÍA INTERCONDUCTUAL COMO PARADIGMA ELEGIDO?

Como me gustaría poner cada una de las respuestas de todos aquellos. Es emocionante leer y haber escuchado eso, en serio. Una de todas esas emociones, fue la sorpresa, que no fue en todos, sino en algunos. Seré sincero, en algunos de los seleccionados, no creía que irían a abrazar el modelo kantoriano en su regazo… bueno, eso es lo de menos ahora. Lo que harán después luego de la decisión, será lo fundamental.

Como dicen por ahí: “Muchos los convocados, pocos los seleccionados”:
  1. Cesar Salazar,
  2. Benjamín,
  3. Flavio Guerrero Rodríguez,
  4. Jhonatan Tirado,
  5. Ruth Ortega,
  6. Irving A. Pérez Méndez,
  7. Lixet Rodríguez,
  8. Ángel Toledo,
Estos nueve son los que me ayudaron en el evento de Filosofía Analítica y Psicología, y fueron los ASISTENTES a las tertulias. Ahora son los MIEMBROS del grupo de Psicología Científica (¿coincidencias? Pues no).

  1. Catherine Egocheaga.
Hago una mención especial acá, que si bien Catherine (Alias Cata), se enteró al último que no podía asistir los sábados, me expresó que ella leerá la misma bibliografía y realizará las tareas y actividades del seminario, que cuando se pueda, nos encontraremos vía skype y ahí se identificaría su progreso. Todo esto, en un marco de sinceridad y compromiso… ¿Cómo negarme a esta actitud? Llevará el Seminario “a distancia”.

Puedo concluir de la mayoría de sus respuestas, que SÍ ES POSIBLE una Psicología Científica, sí es posible replicar un Grupo T en Perú, replicar un grupo también ejemplar como ANIMA el cual mi colega y hermano mexicanos Víctor Fuentes es responsable de ello, pero también de mi tenaz ímpetu a seguir en el "Camino".

Desarrollar y ser parte de un grupo académico y que este sea sostenible, es una verdader proeza en estos contextos latinoamericanos, limitados, obstaculizados, mediocres. Por eso siempre les digo a todos, que soy y somos simples estudiantes que sólo hacemos lo que debemos y queremos: leer. No se sorprendan, no hay nada de sorprende en todo esto... que sea único no quiere decir que sea LO MEJOR.

Somos ÚNICOS, no los mejores, y eso nos debe de llevar a la reflexión. Han apostado por la ciencia, por el ahorro en su desarrollo académico, por el sacrificio de diversas actividades rereativas y de ocio para el estudio, por el sacrificio de su único día que tienen de descanso para poder esforzarse académica y manualmente, por la perseverancia en algo que en lo inmediato no les brindará ni dinero, ni ninguna otra utilidad material u social, por su LIBERTAD Y SU DIGNIDAD HUMANA...  por todo eso han apostado... recuérdenlo siempre.

!USTEDES SON LA  GENERACIÓN DE CIENTÍFICOS DEL MAÑANA EN EL PAÍS¡


...

En general, las expectativas son muy altas, ¡DEBE DE SERLO!, y es que no sólo estamos hablando de Ciencia, sino de Psicología, y lo mínimo es estar a la altura de sus circunstancias, sus problemas y sus soluciones. La familia conductista siempre CRECE, y espero que así sea para los próximos años…

Este último año fue uno de los mejores pues el sentir que se comparten muchas cosas con gente tan única, hace que no te sientas sólo en este universo.

Más aún… cuando antes de la Universidad, no había universo, sino oscuridad.

El mundo académico es el de intelectuales, y eso significa ser pionero y revolucionario.

Ser conductista significa “el estar de lado de la fuerza”, significa ser un guerrero y una guerrera tenaz.

Realmente, acepto el haberme equivocado antes, pero creo que con ustedes no hay duda.

Que no importe el abatimiento, los obstáculos, las penas, los miedos… y sí a veces son fuertes, pues sólo recuerda que es parte de la Humanidad, tanto como el saber.

Acuérdense que no están solos, sino forman parte de una gran FAMILIA de guerreros.


Estos serán los últimos recuerdos escritos, pues prometo que lo que viviré luego, será recordarlo para siempre con el sólo vivirlo.

Los recuerdos de este interconductista parte V y más, serán escritos pero en simposios, conferencias, revistas y más.

Esto, definitivamente, ES UNA LOCURA EN LA VIDA...



...


No es una despedida, más bien es un HOLA, VAMOS… es un SIGAMOS…





GRACIAS por todo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario